sábado, 26 de noviembre de 2011

El genio de Jackson Pollock







Jackson Pollock  nace en    Wyoming   Estados Unidos  el 28 de Enero  al  11 de Agosto 1956  fué el más influyente representante del Expresionismo Abstracto. De una personalidad compleja y volátil mucho debido  a su condición de Bipolar Desorden y a su adicción al alcohol, quizás  a consecuencia de ese mal razón por la cual alguna vez buscaría la ayuda de Arte Terapia con Jungian conceptos para calmar sus temperamentales sufrimientos.  Casado con Lee Krassner  pintora relevante también de la misma corriente. Jackson Pollock fue iniciado en el uso de pintura líquida por el pintor muralista mexicano David Alfaro Siqueiros, salpicando pintura con un palo sobre gigantescas telas lo cual haría de esta técnica una caracterización de su estilo y obra.






 En el suelo es donde me siento más cómodo, más cercano a la pintura, y con mayor capacidad para participar en ella, ya que puedo caminar alrededor de la tela, trabajar desde cualquiera de sus cuatro lados e introducirme literalmente dentro del cuadro. Se trata de un método similar al de los pintores de arena de los pueblos indios del oeste. Por eso, intento mantenerme al margen de los instrumentos tradicionales, como el caballete, la paleta y los pinceles. Prefiero los palos, las espátulas y la pintura fluida que gotea y se escurre, e incluso un empaste espeso a base de arena, vidrio molido u otros materiales inusuales adicionados. Cuando estoy en la pintura no me doy cuenta de lo que estoy haciendo. Sólo después de una especie de período «de acostumbramiento» ver, en lo que he estado. No tengo miedo de hacer cambios, destruir la imagen, etc., pues la pintura tiene una vida en sí misma. Trato de que ésta surja. 






Pollock fue apodado "Jack the Dripper"   jugando con las palabras  y dripper o goteador y que podría traducirse como "Jack el Goteador". Pollock comenzó a usar esta técnica en el año 1947  año en el que precisamente participó en la última exposición en la galería  Art of this Century.






 El impulso de goteado, es  una experiencia catartica que libera el espiritu  de  conceptos o preconceptos haciendo de esta  técnica  una de las más  efectívas  en  Terapia de Arte.












No hay comentarios:

Publicar un comentario